Proceso cruzado en segundos

Si eres de esos a os que les gustan los efectos de Instagram (conste que a mi no) te gustará este truco exprés. Se trata de conseguir un efecto de proceso cruzado similar al que muchas de las aplicaciones de filtros de tu móvil pero con las fotografías que tengas en tu ordenador. Como se trata de un procesado con curvas puedes hacerlo en Lightroom, Aperture, Photoshop o cualquier aplicación que te permita ajustar curvas por canales. El efecto que vamos a conseguir el el de foto en color ligeramente envejecida. Al envejecer, la luz suele amarillear el tono del papel y a menudo rebaja la intensidad de los tonos negros. Sabiendo usar las curvas es muy sencillo conseguir esto pero si no lo tienes claro te lo explicamos para que lo hagas en 3 segundos. Y no es exageración. 3 segundos. Vamos a las curvas de color y seleccionamos el canal azul. En esta curva bajamos un poco el punto de la parte derecha y subimos el de la izquierda. Ya está. Con el punto de la derecha más abajo hemos conseguido que los tonos blancos tengan menos azul y por lo tanto más amarillo. El envejecimiento del papel ya lo tenemos. Subir el punto de la izquierda hace lo contrario. Añade azul a los tonos más oscuros con lo que conseguimos el efecto de pérdida de negros aclarándolos y conviertiéndolos en azules. Así de sencillo. Aquí os dejo el resultado en un retrato. @contracox...

Fotografía macro sencilla...

Una de las ramas de la fotografia que a casi todos los aficionados les atrae en algún momento es la fotografía macro. Y sin embargo no siempre está muy claro en qué consiste, como adentrarse en ella y como controlarla. Vamos a dar un pequeño repaso a nivel básico para aclarar algunos conceptos. ¿Qué es la fotografía macro? La teoría dice que la macrofotografia es aquella en la que la impresión en la película sensible o en el sensor es de igual tamaño o superior al original. Es decir, si hacemos una foto a una hormiga, el tamaño de la hormiga en nuestro sensor será igual o mayor al de la hormiga original. Esto quiere decir que si nuestro sensor tiene por ejemplo 16 magapixeles con los que podemos hacer ampliaciones de hasta 42 cm en su lado largo, el tamaño de la hormiga una vez impresa será de más de 15 cm. (dependerá siempre del tamaño de la hormiga 😉 Una  vez definida, la realidad es que la mayoría de fabricantes denominan “macro” a algunos objetivos que no cumplen con la definición y lo hacen simplemente porque la calidad de los sensores permiten hacer recortes con los que los resultados son más que satisfactorios como fotografía macro. Anillos inversores La primera forma de acercarse a la fotografía macro (por lo económico que resulta) es la de dar la vuelta al objetivo. Si tu cámara te permite disparar sin el objetivo, puede probar a sujetarlo dándole la vuelta. Así hice yo mis primeras pruebas y aunque no es sencillo, con habilidad conseguirás resultados alentadores. Si te gusta, siempre puede comprar un anillo inversor. Con él podrás sujetar el objetivo a la cámara por el lado de la rosca y no por el de la...

Efecto Instagram en Lightroom

No se como me las apaño pero cuanto menos me gusta Instagram más termino mencionándolo en mis post. Y lo cierto es que no es que no me guste porque no me gusten sus efectos sino porque nunca me ha gustado que sean las máquinas las que decidan por mi ni las que aporten la parte creativa de mis trabajos. Ya en su día me parecía que lo filtros de Photoshop no tendrían éxito a la larga. El tiempo terminó dándome la razón y aunque durante algunos años tuvimos que soportar los trabajos “artísticos” de algunas imprentas que se limitaban a aplicar un filtro a una imagen y vendérselo al cliente como una obra de arte, hoy en día ese tipo de prácticas es muy poco frecuente. Con Instagram estoy convencido de que sucederá lo mismo. Poco a poco el nivel de exigencia de la gente irá cribando y los efectos estándar creados por una aplicación darán paso a los efectos creados por los que de verdad saben lo que hacen y sobre todo por qué lo hacen. En el caso de los filtros de Instagram no son ni mucho menos una idea original de la aplicación sino que son la aplicación automática de algunos ajustes que previamente habían puesto de moda algunos fotógrafos de prestigio. Y la idea de estos fotógrafos venía o estaba inspirada del envejecimiento natural de las fotografías o incluso de errores en el revelado. Para quien no hubiera nacido entonces, conviene recordar que no hace demasiados años revelar una foto era un proceso casi mágico por el que las imágenes aparecían en el papel a partir de una exposición a la luz y a unos agentes químicos que hacían aparecer los colores y posteriormente quedar fijados. Esos procesos, así como la calidad de los blanqueadores utilizados en la creación del papel fotográfico tenían una duración limitada mayor o menor que antes o después terminaban (y terminan) perdiendo sus cualidades. Esta pérdida provoca que poco a poco el papel deje de ser tan blanco y los colores se vayan perdiendo. Y la pérdida de color comienza siempre por los tonos más oscuros. Los negros puros. Aunque parezca que toda esta explicación es un rollo infumable tiene mucho sentido conocerla para saber porqué y cómo se forma el efecto envejecido y poder crearlo fácilmente en Ligthroom. Vamos a comenzar con una fotografía familiar normal y corriente. Una escena de playa con sus tonos originales. Lo primero que vamos a hacer es crear el efecto de amarilleo producido por la pérdida de los blanqueantes del papel. Para ello hay que añadir amarillo a toda la imagen pero especialmente a las zonas más claras. Como trabajamos en RGB añadir amarillo es más sencillo (y más aún si queremos hacerlo en las zonas claras) eliminando azul. Por si no has entendido este paso voy a dar una pequeña explicación. Los colores en RGB se componen de luz. Así, el color blanco y todos los grises neutros están formados por la misma cantidad de rojo, verde y azul. Para modificar colores podemos aumentar o disminuir cualquiera de las luces. Si aumentamos la luz roja la foto obtendrá una dominante roja pero si la reducimos, lo que sucederá es que tendrá una dominante formada por las otras dos luces. En este caso la verde y la azul. A partir de aquí es importante conocer bien como funcionan los colores primarios formados por luces y que se obtiene de la suma de los distintos colores. Sabiendo esto se entiende que crear una dominante amarilla es posible reduciendo el azul. Para hacerlo vamos a manejar las curvas de tono de Ligthroom y en concreto la curva del color azul (Si todavía tienes la versión 3 de LR no podrás manejar las curvas por colores. Es un buen momento para actualizarte). En ella vamos a mover el manejador de la parte superior, el que...

Falso HDR

La fotografía HDR consiste en unir varias tomas con distintas exposiciones para tratar de abarcar el mayor rango dinámico posible. Para ello hay multitud de aplicaciones específicas y técnicas y plugins no específicos. El proceso consiste en seleccionar de cada una de esas fotografías, las zonas correctamente expuestas, de forma que juntas crean algo más parecido a lo que ve el ojo humano (si se aplica con mesura) o llamativas fotos surrealistas con colores exagerados y completamente irreales. Pues bien, aunque el ojo humano es capaz de apreciar mucho más rango dinámico que una cámara, la realidad es que lo hace a partir de una corrección de color que hace de forma continua y transparente utilizando para ello el mejor procesador que conocemos: nuestro cerebro. Sin embargo, la cantidad de colores que es capaz de capturar un sensor actual y sobre todo si permite hacer fotos en RAW, es suficiente como para poder crear fotografías HDR “falsas” pero con resultados bastante decentes. Esta técnica es también interesante para hacer HDR con imágenes que contengan movimiento. Es decir, para hacer un HDR real de un paisaje, tomamos varias imágenes que son idénticas utilizando un trípode. Sin embargo, si queremos hacer un HDR donde aparezcan animales o personas, conseguir que las distintas tomas sean también idénticas será mucho más complicado. Para crear el falso HDR vamos a utilizar los controles de exposición de Adobe Photoshop Lightroom. Vamos a partir de una foto tal y como salió del sensor. Lo primero que haremos es crear una copia virtual. LR es una aplicación no destructiva por lo que el original permanecerá intacto y gracias a las copias virtuales podemos tener distintos revelados o encuadres para una misma foto sin necesidad de duplicar el original. A partir de aquí lo que haremos es un revelado radical. Se trata de subir mucho las zonas oscuras y bajar mucho las zonas claras. Hay que tener cuidado de no llegar a que los blancos se queden grises y de no perder los negros. Si una foto no tiene negros puros perderá mucha fuerza. Si queremos crear efecto de HDR irreal (en los que los tonos son demasiado chillones) podemos hacerlo subiendo la saturación de color, o bien de forma global o por colores sueltos en función de la foto. El resultado es una foto con aspecto de HDR a partir de un sólo original. Hemos hecho este efecto desde Lightroom pero también podemos hacerlo desde cualquier aplicación de revelado o desde el propio Photoshop. De hecho, Photoshop tiene un ajuste que resulta especialemnte sencillo para conseguir este efecto. Se trata del ajuste de sombras/iluminaciones....

Qué es la máscara de enfoque (o desenfoque)

Entre los filtros que ofrecen la mayoría de aplicaciones, el de máscara de desenfoque es uno de los más útiles y al mismo tiempo de los más desconocidos (o por lo menos su funcionamiento). Lo primero que hay que decir es que, aunque en algunas versiones de aplicaciones en español lo llaman máscara de enfoque, el nombre original es máscara de desenfoque. Y es que se trata de una técnica heredada de la fotografía analógica en la cual se creaba una máscara ligeramente desenfocada para posteriormente utilizarla para aumentar el contraste de los bordes de forma artificial. En su afán por aportar palabras “positivas”, y teniendo en cuenta que el filtro en cuestión sirve para crear efecto de mayor nitidez o enfoque, algún “chico listo” cambió desenfoque por enfoque. Como ya hemos dicho, se trata de uno de los filtros o efectos más comunes en aplicaciones de fotografía y, de hecho prácticamente todas (me cuesta decir todas por miedo a equivocarme), las aplicaciones de revelado incluyen como parte de sus opciones de enfoque los controles de máscara de desenfoque. Hay que decir es que aunque este tipo de filtro o efecto sirve para generar la impresión de mayor nitidez pero que, en cualquier caso, se trata de una sensación ya que la nitidez es la que nuestro equipo haya capturado. Ni un poco más. Lo que sucede es que a base de aumentar contrastes donde se puede, se consigue un efecto de aumento de nitidez o enfoque. Para entender el funcionamiento vamos a trabajar con la siguiente imagen. No se trata de una foto pero nos ayudará a explicar los conceptos. En ella apreciamos un degradado que termina en un extremo ligeramente desenfocado. La forma de hacerlo ha sido creando el degradado a un tamaño y luego ampliando la imagen al doble del tamaño original. Seguro que os suena. Seguro que alguna vez, al ampliar una foto os habéis encontrado con que perdía nitidez. Es inevitable. Ahora imaginemos que aumentamos el contraste de forma radical para conseguir el el límite entre el blanco y el negro quede “enfocado”. El resultado sería este. Como vemos, efectivamente la línea recta ha ganado mucho en nitidez. Sería una excelente solución si no fuera porque se ha estropeado por el camino el degradado y sus matices. Si esto en un degradado gris es un inconveniente, en una foto puede significar tirarla directamente a la basura. Ahora bien, imaginemos que antes de aplicar ese ajuste de contraste creásemos una selección (o máscara, de ahí el bonito nombre) en la que sólo seleccionáramos el límite entre el negro y el blanco. Algo así. ¿Y si una vez hecha la selección aplicásemos ese contraste que antes nos estropeaba la foto? Si dejásemos esa selección como está, posiblemente se verían halos negros por la parte superior pero para eso tenemos la posibilidad de hacer la selección más estrecha. Y ahí es donde damos el salto y nos vamos a los controles del filtro de máscara de desenfoque. La forma en la que utilizo este efecto (y no deja de ser una forma personal que no tiene que coincidir con la de otros) es la siguiente. El radio. Lo primero que tengo que hacer es detectar el radio apropiado para mi foto. No todas las fotos tienen las mismas necesidades. El ancho de esa máscara (como la que hemos creado en el ejemplo) depende de lo enfocada que esté la foto y de el tamaño en píxels de la misma. De hecho, una misma foto, no necesitará los mismos valores si la trabajamos a dos tamaños distintos. Para averiguar cuál es el radio adecuado coloco el control de cantidad al máximo (de forma provisional) para poder comprobar cual es el radio adecuado. Deslizando el control de radio y con el de Cantidad a la derecha del todo, nos resultará más sencillo apreciar cuando llegamos al límite en el...